En Artículos de divulgación

ESCRIBE TU HISTORIA

Para un empresario familiar jubilado su porvenir empresarial comienza a ser sus recuerdos. Ahora no quiere que su voz quede en nada. Le insisto que bucee y rememore instantes de su pasado para que su historia, escrita, se llene de palabras.

Cuando fundó la empresa el proyecto era su esperanza.

Ahora, ya jubilado, no puede permitir que digan

que su empresa se acaba.

Le ruego que vuelva a andar desandando

el camino andado

para que resurjan su amor, sus dudas, sus esperanzas.

No puede salir de su empresa sin verlo ni beberlo.

 

Yo sé que no puedes tumbarte a ver qué pasa.

Tienes que escribir tu historia para saber de ti

para no ser olvido.

Piensa que la tristeza no es buena.

No puedes ser un perro ciego a la puerta de tu casa

ni que tu palabra sea pabilo que se apaga.

Sé que no tienes alas de vilano pero todavía tienes

alma.

No puedes ser bajamar de la desgana

 

Has sido terrateniente de la luna,

trabajador de la esperanza.

Has sido persona de ancha espalda,

leñador del viento de la sierra.

Deja que se lea tu vida en tus palabras.

No me digas, jubilado, ¡que lo que tenga que pasar

hace tiempo que ha pasado!

Escribe tu vida de esperanzas.

José Javier Rodríguez Alcaide

Catedrático Emérito

Universidad de Córdoba

Empiece a escribir y pulse Intro para buscar